Friday, November 16, 2012

El Mundo Espiritual: Lucifer


Viernes 16 de noviembre de 2012

“¡Como caíste del cielo, oh Lucero, hijo de la mañana! Cortado fuiste por tierra, tú que debilitabas a las naciones. Tú que decías en tu corazón: Subiré al cielo; en lo alto, junto a las estrellas de Dios, levantaré mi trono, y en el monte del testimonio me sentaré, a los lados del norte; sobre las alturas de las nubes subiré, y seré semejante al Altísimo.”
Isaías 14: 12-14

El diablo, Satanás, Belcebú, Baal, Zeus, Thor, Ra, Jupiter, el dios sol, el dragón, entre muchos otros nombres, así es conocido el Príncipe de este mundo, Lucifer. Satanás es el principal antagonista, un querubín creado para ser el líder de la adoración celestial, que quiso ser semejante a Dios. Como vemos en el versículo principal, Lucifer fue arrojado del cielo por Dios tras haberse encontrado en el pecado. Para tener un marco completo del Enemigo de las Almas, tenemos que primer saber qué tipo de ángel es Satanás.

Ezequiel 28:13-19 Dios nos habla más sobre Satanás: “En Edén, en el huerto de Dios estuviste; de toda piedra preciosa era tu vestidura; de cornerina, topacio, jaspe, crisólito, berilo, y onice; de zafiro, carbunclo, esmeralda y oro; los primores de tus tamboriles y flautas estuvieron preparados para ti en el día de tu creación. Tú, querubín grande, protector, yo te puse en el santo monte de Dios, allí estuviste; en medio de las piedras de fuego te paseabas. Perfecto eras en todos tus caminos desde el día que fuiste creado, hasta que se halló en ti maldad.”

Según la Real Academia Española, un la palabra querubín significa cada uno de los espíritus celestes caracterizados por la plenitud de ciencia con que ven y contemplan la belleza divina. Forman el segundo coro. Según el diccionario cristiano WikiCristiano.org, los querubines desempeñan el papel de centinelas: indican que Dios está presente en determinado lugar, en la entrada del paraíso terrenal, en el arca de la alianza, en el templo, junto al trono móvil en la visión de Ezequiel 10.

En el caso de Satanás, él era el encargado de la adoración delante del trono de Dios. Esto lo podemos descifrar al ver la descripción de Satanás dada en Ezequiel 28: “los primores de tus tamboriles y flautas estuvieron preparados para ti en el día de tu creación.” También se menciona el propósito de adoración que tenía Satanás en Isaías 14:11: “Descendió al Seol tu soberbia, y el sonido de tus arpas;”.

Satanás trabaja en 3 áreas fundamentales:
1.       Soberbia
2.       Música
3.       Mentiras

Según la RAE, la palabra soberbia significa altivez y apetito desordenado de ser preferido a otros. Satisfacción y envanecimiento por la contemplación de las propias prendas con menosprecio de los demás.  Es la soberbia y las mentiras, las que llevan a Satanás  a pararse delante del trono de Dios a acusar a los hombres.

Job 1:6-11: “Un día vinieron a presentarse delante de Jehová los hijos de Dios, entre los cuales vino también Satanás. Y dijo Jehová a Satanás: ¿De dónde vienes? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: De rodear la tierra y de andar por ella. Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: ¿Acaso teme Job a Dios de balde? ¿No le has cercado alrededor de él y su casa y a todo lo que tiene? Al trabajo de sus manos has dado bendición; por tanto sus bienes han aumentado sobre la tierra. Pero extiende ahora tu mano y toca todo lo que tiene, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia.”

En este pasaje de Job vemos la altivez, la soberbia de Satanás en su acusación de Job. Satanás estaba seguro que si Dios le quitaba la protección a Job, este blasfemaría contra Jehová y dejaría de servirle.

Apocalipsis 12:7-11: “Después hubo una gran batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles luchaban contra el dragón; y luchaban el dragón y sus ángeles; pero no prevalecieron, ni se halló ya lugar para ellos en el cielo.”

“Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus ángeles fueron arrojados con él.”

“Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche.”

“Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte.”

En esta porción presentada del libro del Apocalipsis, específicamente en el área sombreada, vemos que Satanás acusa delante de Dios, día y noche, a los cristianos.

El área donde Satanás trabaja más poderosamente es en la música. Como ya mencioné, el propósito de Satanás era dirigir la adoración de Dios frente al trono. Es por medio de la música que Lucifer logra influenciar más a la humanidad. Es por esto que la música mundana abre tantas puertas a pecados de diversos ámbitos.

Existen varios cultos a Lucifer en la actualidad. Ya que él es el Padre de Mentiras, Satanás sabe como distorsionar la verdad para lograr que la humanidad le adore como dios. Algunos de estos cultos incluyen:

1. Yezidismo: la religión nacional de Kurdistán, aún seguida por unos 200.000 individuos, es una religión que rinde culto a los ángeles, particularmente a Melek Taws, el Ángel Pavorreal que se supone es Lucifer y que, aunque según dicha religión, se rebeló contra Dios para darle a la Humanidad la sabiduría, Dios lo perdonó y restauró como su ángel predilecto.

2.  Luciferismo: A diferencia del satanismo, el luciferismo se puede entender más como un sistema de creencias que venera las características esenciales adheridas a Lucifer. Algunas personas identifican el luciferismo como un auxiliar del satanismo, debido a la identificación generalizada de Lucifer con Satán. Algunos luciferinos aceptan esta identificación y consideran a Lucifer como el portador del aspecto más liviano de Satán, y por lo tanto pueden calificarse propiamente de satánicos. Otros rechazan este punto de vista argumentando que Lucifer es un ideal más positivo que Satán. Estos se inspiran en mitos antiguos de Egipto, Roma y Grecia y en el gnosticismo y ocultismo tradicional de Occidente.

3. Masoneria: la masonería enseña que Lucifer (también llamado Samael) fecundó a Eva dando lugar a los cainitas, de los cuales descendió una larga estirpe que llega hasta Hiram Abif, protagonista de su leyenda más arraigada. Los cainitas, forjadores del hierro, vendrían a representar a los intelectuales que hacen progresar el mundo y que dotan de libertad al hombre. La masonería, que por sus principios rechaza todo dogma (exceptuando, en algunos casos, la existencia de un Gran Arquitecto del Universo), no puede tomar por ciertos estos hechos, si bien utiliza estas historias como vehículo para reflexiones sobre la moral y sobre la posición del hombre en el mundo. Estas reflexiones no son impuestas, sino que se dejan a la libre interpretación que haga el individuo sobre los símbolos que componen la leyenda.

4. Satanismo: El satanismo teísta (también conocido como «satanismo espiritual» o «satanismo tradicional») es la adoración o veneración a Satán como a una deidad. Comprende varios puntos de vista y puede incluir una creencia en la magia que es manipulada a través de un ritual. También puede incluir el empleo de la meditación y del auto crecimiento. Los satánicos tradicionales a menudo encontrarán la inspiración en las fuentes antiguas (procedentes de la Biblia satánica de los años sesenta), como el libro Satanism and Witchcraft de 1862.

5. El satanismo simbólico (también denominado «satanismo moderno»): práctica de las creencias religiosas, la filosofía y las costumbres satánicas. En esta interpretación del satanismo, el satánico no rinde culto a Satán en sentido teísta, sino que es contrario a todo credo espiritual, y defiende el hedonismo, el materialismo, el objetivismo randiano, el egoísmo racional, el individualismo, la apoteosis, la filosofía Nietzscheana y Crowleyana y el antiteísmo.

6. La Orden de los Nueve Ángulos (ONA): pretende ser una organización satánica secreta que se ha mencionado en libros que exponen en detalle el satanismo fascista. En un principio, se formó en el Reino Unido y adquirió importancia durante las décadas de los ochenta y los noventa. Actualmente, se cree que la ONA «ha vuelto a ser una organización totalmente clandestina, al haber completado su misión de divulgar su obra».

7. templo de Set es una sociedad de iniciación al ocultismo que pretende ser la organización religiosa que lidere el «Camino de la Mano Izquierda» (en inglés Left Hand Path, opuesto a Right Hand Path, «el camino de la mano derecha», este último entendido como «el buen camino»). Fue establecido en 1975 por Michael A. Aquino y varios miembros del clero de la Iglesia de Satán, que la abandonaron por diversas discrepancias administrativas y filosóficas. La filosofía del templo de Set podría resumirse en «individualismo ilustrado», mejora de uno mismo a través de la educación personal, el experimento y la iniciación. Este proceso es diferente y característico dependiendo de cada individuo. Algunas personas que no son miembros del templo de Set encuentran la inspiración espiritual en el dios egipcio Set (o Seth) y comparten algunas creencias con la organización. En general, el sistema de creencia hace referencia al Setianismo.

El setianismo, en teoría, es similar al satanismo teísta. La principal deidad a la que se adora es el antiguo dios egipcio Set, dios de la adversidad. Se supone que Set es el Señor de las Tinieblas detrás de la entidad hebrea, Satán. Los seguidores de Set le rinden culto a través del ritual de la Llama Negra.

Esas 7 religiones u organizaciones son las más conocidas con vínculos directos a Lucifer. Pero, toda religión y creencia que no siga la sana doctrina, en práctica, lo que hace es dar tributo a demonios, y a Satanás.

En torno a los otros nombres que usa Lucifer veamos cómo están vinculados entre sí. Uno de los símbolos por excelencia que representa a Lucifer es el rayo. En Lucas 10:18 Jesús dice: Y les dijo: Yo veía a Satanás caer del cielo como un rayo.”


Baal/ Belcebú: El nombre Baal significa “Príncipe, Señor de la Tierra; Jinete de las Nubes”. Usualmente se le muestra sosteniendo en la mano derecha un garrote o maza y en la mano izquierda un relámpago que acaba en una punta de lanza.

Baal con el rayo que lo identifica como Lucifer
Zeus/Jupiter: Dios del cielo y del trueno; atributos incluyen el rayo, el águila, el toro y el roble. Zeus fue frecuentemente representado por los artistas griegos en dos poses: de pie, avanzando con un rayo levantado en su mano derecha, y sentado majestuosamente. Zeus era el rey de los dioses del Olimpo.

Zeus


Thor: El dios más venerado por los antiguos escandinavos, Thor era también conocido por ser el dios del trueno. El símbolo usado por los que rendían culto a esta divinidad escandinava fue su martillo, que se convirtió en un símbolo desafiante a la cristianización de Escandinavia. Thor también era el dios del cielo y la fertilidad.

Al fondo podemos ver el rayo en la forma que identifica a Satanás (ver imagen al inicio)


Horus: El dios supremo egipcio, conocido como el Señor del Cielo, y “Estrella de la Mañana”. Isaías 14, el versículo de entrada, hace referencia al Lucero de la Mañana.

Es interesante notar que la aureola sobre Horus, que simboliza el sol, es compuesta por una serpiente. Como mencionamos, Satanás también se le llama la Serpiente Antigua, ver Génesis capítulo 3.


Estos son algunos ejemplos de las identidades de Satanás en la cultura occidental. Es cuestión de saber identificar los rasgos que, en su vanidad, Satanás siempre usa para dejar su firma.

No comments: